El aceite de oliva de la Cooperativa Arbequina, procedente de la comarca leridana de les Garrigues (DOP), se destinará a la elaboración de los platos en el obrador que La Piemontesa tiene en Lérida y también se distribuirá en los establecimientos de restauración que esta franquicia especializada en comida italiana tiene repartidos por Cataluña, Valencia, Andalucía, Navarra, Aragón y Madrid.

El obrador de La Piemontesa está situado en una nave de 7.500 metros cuadrados donde trabajan 40 personas. Allí se elaboran los platos de la carta de todos los restaurantes de la cadena: desde la pasta a las salsas y los helados, en un depurado proceso artesanal que permite el control de calidad y de homogeneización de todas las presentaciones de sus restaurantes. Cuando esté a pleno rendimiento, el obrador dará empleo a un centenar de trabajadores.

El modelo de negocio de La Piemontesa ha sido implantado por Juan Manuel Chacón, fundador de la cadena de restaurantes La Tagliatella, de la que fue propietario hasta el 2006. El 2012 creó Franquicias La Piemontesa, un negocio de capital 100% español basado en un modelo de restauración italiana organizada, que está en pleno proceso de expansión.