¿Cómo ha evolucionado Necesito un trastero desde su creación?
La empresa nació en 2013 en San Vicente del Raspeig (Alicante). Al año siguiente, abrimos la delegación de Granada y, en 2015, ya empezamos a franquiciar (fuimos los primeros en hacerlo en España). Desde entonces no hemos parado de crecer: en 2016 llegamos a las 13 franquicias y el 2017 lo cerramos con 22.

El mercado en el que competimos va al alza y las previsiones en España son muy buenas, porque, si nos comparamos con los países de nuestro entorno, el mercado español todavía es un territorio virgen.

¿El sector está más desarrollado en Europa?

El resto de países europeos nos duplican o incluso triplican en el uso de metros cuadrados de trasteros por habitante. Es un servicio que las empresas españolas están utilizando cada vez más, pero aún estamos lejos de la media europea. Entre los particulares ocurre algo similar: cuantos más pisos se alquilan y aumenta la movilidad laboral, más crece la necesidad de alquilar trasteros.

¿Esta necesidad urgente de trasteros en España es lo que les lleva a decidir crecer mediante el modelo de franquicias?

Empezamos a franquiciar porque no existía ninguna empresa en España que lo hiciera y porque hay un mercado que lo demanda, tanto de clientes como de franquiciados. Como negocio y empresa es un concepto mas novedoso, y Necesito un trastero es líder en expansión a nivel nacional en los últimos años en un sector con muy poca competencia, en comparación con otros.

¿Qué condiciones demanda Necesito un trastero para abrir una franquicia? ¿Cómo debe ser el perfil del franquiciado?
Buscamos franquiciados que dispongan de locales o naves en propiedad. Que sean emprendedores y que crean en este modelo. Realizamos un estudio de mercado de la ubicación de la franquicia, presentamos un análisis económico y financiero y analizamos al franquiciado.

¿Dónde se suelen implantar los espacios de Necesito un trastero y qué características tienen?
Realizamos estudios de mercado de muchas poblaciones y, según sea el resultado, buscamos naves en polígonos o locales en el centro de la ciudad. En muchos casos, se aprovecha una infraestructura ya existente.

¿Qué tipo de clientes los utilizan?
Las empresas suponen un 60% de nuestros clientes; el otro 40% son particulares. Este dato no es uniforme: hay delegaciones que tienen un 80% de empresas frente a un 20% de particulares y viceversa.

Necesito un trastero tiene ya 22 establecimientos operativos en España. ¿Cuáles son los objetivos de expansión y la previsiones para este año?
Nuestro objetivo es llegar a las 35 franquicias en 2018. El próximo centro lo abriremos en Vicálvaro (Madrid). Somos conscientes de que, paralelamente, también tenemos que crecer desde la central de Necesito un trastero para poder dar servicio a nuestros franquiciados.

¿Qué elementos diferencian a Necesito un trastero de la competencia?
Somos la empresa de alquiler de trasteros con presencia en más ciudades de España. Necesito un trastero es líder en expansión en nuestro país en los últimos años y todas nuestras franquicias han conseguido más del 90% de ocupación en los primeros 6 meses de vida. Trabajamos con un sistema en el que la central de Necesito un trastero es la encargada de la gestión diaria, sin necesidad para nuestros franquiciados de invertir 8 o 10 horas cada día en el negocio.